El mobiliario urbano en plástico reciclado desafía el clima, las heladas pasan, la lluvia se escurre. Siempre en su lugar brindando sus servicios todo el año.